Una coalición internacional de profesionales de 153 países pide evitar las peores consecuencias del calentamiento global.

Una coalición internacional de 11.000 científicos procedentes de 153 países publicaron una declaración en la que advierten de que un “incalculable sufrimiento humano” motivado por el cambio climático será inevitable si no se hacen cambios profundos y duraderos que reduzcan las emisiones de efecto invernadero.

Los firmantes de la advertencia publicada en BioScience y coordinado por William J. Ripple y Christopher Wolf, ambos de la Universidad Estatal de Oregón, sostienen que se tomaron muy pocas medidas para frenar el cambio climático pese a que el consenso científico sobre esta amenaza está bien establecida, y aportan datos sobre los principales indicadores climáticos de los últimos 40 años, desde la Primera Conferencia Mundial sobre el Clima, celebrada en Ginebra en 1979.

“A pesar de 40 años de negociaciones mundiales importantes, hemos seguido haciendo negocios como de costumbre y no logramos abordar esta crisis”, dijo Ripple, distinguido profesor de ecología. “El cambio climático llegó y se está acelerando más rápido de lo que muchos científicos esperaban”. refleja el diario español ABC.

Los restos de una casa en una zona destruida de Nueva Gales del Sur. Foto: EFE.
Los restos de una casa en una zona destruida de Nueva Gales del Sur. Foto: EFE.

Por ello, los autores decidieron identificar las áreas vitales a abordar para reducir los daños relacionados con el cambio climático y las áreas que requieren una acción inmediata. En concreto, los científicos señalan seis áreas:

1) Energía. Implementar prácticas masivas de conservación; reemplazar los combustibles fósiles con energías renovables bajas en carbono; dejar las reservas restantes de combustibles fósiles en el suelo; eliminar los subsidios a las compañías de combustibles fósiles; e imponer tarifas de carbono que son lo suficientemente altas como para restringir el uso de combustibles fósiles.

2) Contaminantes de corta duración. Reducir rápidamente las emisiones de metano, hidrofluorocarbonos y otros contaminantes climáticos de corta duración; hacerlo tiene el potencial de reducir la tendencia al calentamiento a corto plazo en más del 50% en las próximas décadas.

3) Naturaleza. Restaurar y proteger ecosistemas como bosques, praderas, turberas, humedales y manglares, y permitir que una mayor parte de estos ecosistemas alcance su potencial ecológico para secuestrar dióxido de carbono, un gas de efecto invernadero clave.

4) Comida. Comer más verdura y consumir menos productos animales. El cambio en la dieta reduciría significativamente las emisiones de metano y otros gases de efecto invernadero y liberaría tierras agrícolas para el cultivo de alimentos humanos en lugar de alimentos para el ganado. La reducción del desperdicio de alimentos también es crítica: los científicos dicen que al menos un tercio de todos los alimentos producidos terminan como basura.

5) Economía. Convertir la economía en una que sea libre de emisiones de carbono. Alejar los objetivos de crecimiento del producto interior bruto y la búsqueda de la riqueza. Frenar la explotación de los ecosistemas para mantener la sostenibilidad de la biósfera a largo plazo.

6) Población. Estabilizar la población mundial, que cada día aumenta en más de 200.000 personas por día, utilizando enfoques que garanticen la justicia social y económica.

Fuente: Diario ABC – https://www.abc.es/sociedad/abci-miles-cientificos-advierten-sobre-incalculable-sufrimiento-humano-si-no-frena-cambio-climatico-201911051636_noticia.html