El ministro Patricio Lombardi se reunió con la auditora y candidata a secretaria general de la ONU, Arora Akanksha

Luego de asumir la presidencia de la comisión de Ambiente, Desarrollo Sustentable y Cambio Climático de la ZICOSUR, el ministro de Cambio Climático de Misiones, Patricio Lombardi, mantuvo una reunión con la auditora de Naciones Unidas y candidata a secretaria general de la entidad internacional, Arora Akanksha. Ambos coincidieron en la necesidad de generar una cooperación internacional más descentralizada para el logro de los Objetivos de Desarrollo Sostenible. Recordaron que esta demanda se encuentra plasmada en el Acuerdo de Escazú, ratificado por Argentina y ahora en pleno vigor en la región de América Latina.

Durante el encuentro, Lombardi insistió en el reconocimiento a los Estados subnacionales que llevan adelante buenas acciones climáticas. “El crecimiento es de abajo hacia arriba. Son los Estados subnacionales los que saben qué es lo que pasa en su territorio”, remarcó.

Por su parte, Arora Akanksha, expuso que es fundamental trabajar por una nueva ONU que esté a la altura del desafío, que provea de respuestas a los territorios más vulnerables y evite la burocracia y los intermediarios. “Para ello, es importante contar con herramientas de cooperación internacional a través de contratos inteligentes y blockchain que aseguren la transparencia requerida por los donantes internacionales y el máximo de efectividad en la acción”, indicó. Además, Arora denunció que hoy en día, por cada USD 1 que ingresa al sistema de Naciones Unidas para el medio ambiente, sólo USD 0,15 se invierte en proyectos de campo. Es necesaria la transformación de la ONU para que los fondos se utilicen de forma eficiente.

Ambos referentes dialogaron sobre la necesidad de generar relaciones más fluidas y horizontales entre la ONU, los países y los gobiernos subnacionales, con el objetivo de generar respuestas concretas y eficientes, acordes a las necesidades particulares de los territorios. “Es tiempo de acción. Menos estudios, menos consultorías e intermediarios y mayor acción directa que garantice y fomente la protección de los servicios ecosistémicos y la biodiversidad en los territorios. Nuestra supervivencia como especie depende de esto”, remarcó la auditora de la ONU.